Discos: Cinco canciones de amor, de Las Edades

Las Edades: Cinco canciones de amor
Independiente (2014)

Sexo, drogas y rock ‘n’ roll. ¿Sexo, drogas y rock ‘n’ roll? Este cliché, tan pasado de moda, siempre estuvo muy pegado a la leyenda del rockstar mujeriego, que busca entre estos amores efímeros inspiración para su música. Pero Las Edades ya comienzan su carrera con la experiencia amorosa suficiente como para que sirva de influencia principal en su debut. Cinco canciones de amor se presenta como un EP nerudiano desde el título, cantando sobre el corazón desde el corazón.

Las canciones que componen este trabajo no son tradicionales baladas románticas. Por más que se sientan cómodas en el mundo pop tan fanático del amor, el ensamble de tres guitarras eléctricas mantiene las bases en un lugar rockero. Sin embargo, la producción, en manos de Maxi Prietto, se concentra en simplificar y limpiar el sonido, aislar la confusión que pueda generar tener tantas cuerdas y mantener un aire liviano. Entonces los temas se van armando de a poco, cada instrumento se suma por su lado y las voces pegan de frente. “Las mañanas” abre el disco y es el mejor ejemplo de esto: la línea de bajo es lo primero que escuchamos, pronto aparece una guitarra detallista y la batería deja que todo lo demás tome forma.

El otro fuerte de Las Edades está en sus voces y cada una tiene su momento para demostrar por qué. Rodrigo Ottonello es el primero en marcar su impronta melancólica en la apertura del disco y su costado más exaltado en la caprichosa “Ana conurbana”. La fuerte personalidad de su voz hace un contraste bellísimo con los tonos cálidos de Lea Franov y Fernando Palazzolo. Ambos cantan con más timidez pero con la misma honestidad, llegando de alguna manera a crear un ambiente íntimo. “Las máximas” es el único tema cantado por Palazzolo pero es suficiente para que el EP llegue a su mejor momento: la batería de Andrés Conte-Grand y la guitarra de Nicolás Miranda tienen una fluidez y sincronización impecables, mientras la letra se mantiene a punto con los cortes y contratiempos.

“Ayurveda surfer” le da al disco un cierre más relajado, con Franov dando una de los acercamientos más sinceros al tópico del amor en el disco. Puede que este EP no hable de un amor de canciones o películas, va más adentro, más profundo. Las Edades sabe que es un tema muy complicado en la cotidianidad y cada canción sirve de testimonio de las ventajas, las desventajas y lo incierto. El amor trasciende la temática principal: son Cinco canciones de amor interpretadas y cantadas con dulzura; cinco canciones hechas con amor.

Se puede escuchar Cinco canciones de amor de Las Edades en bandcamp.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s