Discos: Presocrático, de Videoclub

Videoclub: Presocrático
Back to the Punk (2014)

“Una alarma titilante es lo único que se oye” son las primeras palabras vociferadas de Presocrático, el debut de Videoclub. Pero esta alarma viene en forma de distorsión, viene acompañada de un ritmo incesante, de letras tan personales como desafiantes. La urgencia y la frescura de este dúo es palpable, cada tema es un golpazo directo al pecho. “Siento que tu ausencia es la que escribe esta canción” se escucha al final de “El 1° 2002”, evidenciando que las cuatro canciones que componen este primer EP están hechas desde adentro hacia afuera, sin mediador entre lo que se siente y lo que se toca.

No hay que escuchar esta urgencia como un recurso de sencillez punk: por más que el sonido de Videoclub se beneficie de rasguidos rápidos y la batería insaciable de Alejo Piro, todos los temas tienen una sensibilidad hacia el formato canción. Y ni hablar de la profundidad sentimental en las letras; las confesiones del cantante Leo López acerca del desamor son de un nivel muy íntimo, sin importar que tome cada oportunidad frente al micrófono para esquivar melodías. Por más desesperados y pogueros que suenen sus alaridos, todos cargan con una especie de cansancio mientras admite no creer en el amor o recordar una infancia en la que “estaba todo mal” (“Baile ilegal de los 90”).

Esta técnica para cantar también hace que Videoclub se diferencie mucho del agotador infinito de bandas que hacen rock explícitamente melódico. Así se busca un estilo propio a la fuerza, escupir la canción a las apuradas para tratar de brillar un poco más que todo lo demás. Muchas veces esta inmediatez se embarra y hace que el sonido se manche pero, dadas las oportunidades, Videoclub logra mantenerse en equilibrio el tiempo suficiente como para decir todo lo que tienen que decir. Fuerte y claro.

Común en los primeros discos, las influencias también están sujetas a mostrarse en carne y hueso. Casi llegando a los diez minutos del EP, “Extra data” baja un cambio para preparar el final y terminar en una nota más melancólica. Deja que la guitarra rinda homenaje a las bandas de shoegaze de los 90s entre acordes derretidos y distorsión saturada. Pero el sonido propio de la banda ya está ahí latiendo para cuando termina el disco, esperando revancha para crecer un poco más.

Se puede escuchar Presocrático de Videoclub en bandcamp.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s