Discos: Planta Baja Dinosaurio, de Miguel Tennina

miguel tennina
Planta Baja Dinosaurio
Miguel Tennina

Independiente
Julio 2014

Bandcamp

por Eric Olsen

 


RECOMENDADO BONSÁI


“La lluvia tiene un vago secreto de ternura, algo de soñolencia resignada y amable,” escribía García Lorca. “Una música humilde se despierta con ella / que hace vibrar el alma dormida del paisaje.” Planta Baja Dinosaurio parece querer interpretar esa música de lluvia. Este concepto es el principal motor inspirador del primer disco de Miguel Tennina, el agua que cae del cielo y todo llena de vida. Las canciones se van despertando con el paisaje en lenta construcción, hasta que la canción encuentra su mantra repetitivo y genera esa vibración del alma de la que hablaba Lorca. Con el agua en mente, todo encuentra fluidez: las percusiones y cuerdas acústicas se mezclan con sonidos electrónicos, o las canciones pueden terminar en largos pasajes instrumentales. Planta Baja Dinosaurio es un proceso de fusión sin prejuicios, constantemente reinventándose en un plano de libertad creativa absoluta.

Comenzando y terminando con “Himnos del agricultura”, la lista de temas Planta Baja Dinosaurio está arreglada para que la apertura sea de fácil escucha, y que el final sea la versión más experimentada de ella. Las canciones pasan, algunas melodías quedan, pero el sonido continua su camino hacia la experimentación, arrastrando al oyente con él. Es por eso que a la larga, las tambaleantes melodías y letras de “Sin agua” y “Roble” se sienten como una excusa para poder lograr un cometido más estructural. Los pasajes instrumentales comienzan comiéndose a las canciones, y devolviendo un producto cada vez más interesante.

Así como el sonido no distingue entre acústico y electrónico, sus influencias tampoco se detienen en la música occidental y los instrumentos que Tennina elige logran crear un paisaje árido y rasposo. Pero por más que ciertos momentos de Planta Baja Dinosaurio, como “Cosecha” o “Roble”, resalten como eclécticos, inmediatamente le siguen momentos en los que el beat y los teclados prevalecen, continuando el humor sin pausa. Este constante juego de mezclas resalta en el componente más fuerte del disco. Aunque la búsqueda que mantiene el disco está en la experimentación de texturas y las estructuras formadas a partir de la repetición, nunca deja de lado la creación de un clima emotivo y humano. Sin importar la cantidad de recursos utilizados, o la hibridez que alcanza el sonido en constante fusión de estilos, Planta Baja Dinosaurio sigue sintiéndose simple y minimalista.

Cerca de la mitad, el disco comienza a ver cómo la noche cae sobre su paisaje, y las canciones se tiñen de un color más pálido. Los ritmos esqueléticos y los teclados sintéticos se ven reemplazados por timbres más graves y la producción se dota de estos matices cada vez más profundos. “Beluga”, casi llegando los 12 minutos de duración, propone ser la pieza central del disco. Usando un latido electrónico como pulso, el sonido se mantiene claramente electrónico y rítmico, sin dejar de mantener un crescendo ambient de lenta estructura climática. De ahí al final, Miguel Tennina busca volver a la canción pero de una manera todavía más desestructurada, yendo y volviendo a los versos entre interludios rítmicos al borde de la abstracción.

Es difícil dividir el trabajo de composición y de producción, por más que Tennina tenga una voz clara como cantautor y guitarrista. Pero en lo sonoro, Planta Baja Dinosaurio no encuentra muchos otros discos actuales que le sean hermanos de misma sangre; por lo menos no suelen abundar experimentos con una premisa tan extremista y una ejecución que rescate lo humano. Canciones en particulares pueden remitir a ciertos sonidos de la escena local, como puede ser el post-rock instrumental de “Beluga”, o el laberinto cancionero de “Sin agua”; pero en conjunto se vuelve una obra ecléctica y original.

Planta Baja Dinosaurio puede funcionar como un disco de ambient, como un disco de canciones acústicas, o como un disco de experimentación electrónica; cada uno sabrá elegir con qué cara quedarse, pero el trabajo funciona al mango en todos los estilos que decide incursionar. Sin influencias ni comparaciones cercanas, Miguel Tennina logra, en su debut, impresionar con una identidad consolidada y, más importante todavía, abierta a cualquier salto creativo futuro.

Se puede escuchar Planta Baja Dinosaurio de Miguel Tennina en bandcamp.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s